14Maria Jesús Abad, Doctora en Bellas Artes (entre muchas otras cosas y no menos importantes) se puso en contacto con nuestro profesor Valentín Franco para hacer un pequeño tanteo sobre la posibilidad de hacer un Master sobre El Cuerpo, se le mando una serie de preguntas sobre qué le parecía el tema, interesante o no, y que aspectos podrían surgir interesantes al ofrecer este tipo de enseñanza.

 

Surgió un curioso texto que la Escuela Internacional de Tatuadores quería compartir con vosotros, aparte de los cursos de tatuaje profesional, la escuela de Madrid hace hincapié en la teoría de las Artes

 

Biedejoss-Sirdis-83479

Para Maria Jesús,

 la promesa y el prometido.

LLevo ya muchos años abriendo el cuerpo con agujas e introduciendo tinta en las heridas para que se fijen al cuerpo, sangran, sufren, se retuercen y al final, sólo al final te lo agradecen.

 

¿Sabes cómo funciona un tatuaje? 

 

Cuando introducimos la tinta en la piel, nuestro sistema linfático y la propia naturaleza del cuerpo es expulsar y drenar todo cuerpo extraño que entre en nuestro organismo, un tatuaje no es un tatuaje, es una invasión de trocitos de pigmento que han traspasado nuestro envoltorio con idea de quedarse, es aquí dónde entra el profesional, el maestro tatuador, el pigmento que introducimos debe ser de un tamaño y en una cantidad exacta para engañar a nuestro cuerpo, las células deben confundir estos trocitos con células de colágeno y fusionarse en una sola; un tatuaje realmente no es un pigmento en la piel, sino una célula teñida de color.

2P5RpkN

Muchas veces oyes: y si me canso del tatuaje? 

 

Es curioso como nuestro cuerpo lo asimila. Los primeros días es una herida abierta, duele, sangra, nos llama poderosamente la atención, nos pide que la calmemos, la untamos en crema y protejamos con plásticos, tres días repugnantes en los que no podemos dejar de mirar a través de un sucio plástico de envolver, a  la semana la herida pica y queremos rascar, nuestra herida está cerrada y la piel herida se está curando, pero la piel muerta debe caerse y tatuaje se cae literalmente a cachos, pensamos: oh! se me va a borrar…. pero caída la ultima piel el tatuaje pasa su mejor tiempo de gloria, nuestra capa más externa está curada, nuestro ojos y nuestra mente están en nuestro nuevo tatuaje, así pasamos un par de meses, nuestro cuerpo ahora está drenando el exceso de tinta y nuestras células confundiéndose… pero aun, somos extraños, nuestra mente sigue consciente de ello, y no dejamos de mirar nuestra nueva obra.

 

Llega un día en que todo este proceso ha pasado, nuestro cuerpo ha expulsado los excesos y creado células nuevas teñidas de color, partes, que componen nuestro nuevo cuerpo, el cuerpo de siempre, el que sin más pasa desapercibido para nuestra consciencia.

Atherosclerosis

Ahora bien, qué pasa con el arte ¿ es capaz nuestro cuerpo de asimilarlo?

 

El Arte, como bien me gusta definirlo, es un lenguaje. Todo lenguaje conlleva un aprendizaje, esto quiere decir que un receptor aprenda o contenga las normas de un emisor para poder comunicarse. En el mundo físico y en nuestro universo conocido somos conscientes de lo que nos rodea gracias a la luz, aquella que pone en nuestros ojos (como receptores) objetos lejanos en los que la luz los ha iluminado.  Hace años leí un texto que me marcó durante años:

 

 

Oh Adán, no te he dado ni un lugar determinado, ni un aspecto propio, ni una prerrogativa peculiar con el fin de que poseas el lugar, el aspecto y la prerrogativa que conscientemente elijas y que de acuerdo con tu intención obtengas y conserves. La naturaleza definida de los otros seres está constreñida por las precisas leyes por mí prescritas. Tú, en cambio, no constreñido por estrechez alguna te la determinarás según el arbitrio a cuyo poder te he consignado. Te he puesto en el centro del mundo para que más cómodamente observes cuanto en él existe. No te he hecho ni celeste ni terreno, ni mortal ni inmortal, con el fin de que tú, como árbitro y soberano artífice de ti mismo, te informases y plasmases en la obra que prefirieses.

PICO DELLA MIRANDOLA    

Discurso sobre la Dignidad Humana

 

¿Qué somos sino más que un cuerpo, un receptor?

TER2db095_Luna_2

¿Qué aspectos entiendes como fundamentales dentro de ésta temática?

 

Como os he introducido, los aspectos fundamentales es saber que el Arte es un cuerpo extraño (hablando de cuerpos) que va a ser recibido por un receptor, a este, hay que engañarle y darle la cantidad necesaria para que lo asimile de forma natural, ser conscientes de que el receptor entiende sus normas, sus diferentes métodos de expresión.

 

La naturaleza del hombre es un misterio, hay quien piensa que la mente y el cuerpo son dos entes diferentes, la “teoría del Fantasma en la maquina”, por lo que nuestra mente conoce ya protocolos de asimilación de lenguaje y aprendizaje, digamos, de alguna forma, es capaz por su propia naturaleza de entender el lenguaje. Pero por otro lado hay quienes se inclinan en pensar que nuestro cuerpo y mente es como una “tabula rassa” en la cual se van fijando desde nuestro nacimiento las normas de computación del lenguaje.

phantom-of-the-opera-1925

Aprender sobre el cuerpo es enseñar a ser emisor y receptor,  es importante que el artista/alumno entienda que él ahora es el emisor, pero también es el único receptor de los reflejos de su propia comunicación, esto quiero decir que si un día nos ponemos delante del espejo, y hagamos una pregunta, no esperemos ver más que nuestra propia gesticulación. Para ser artista hay que buscar receptores y aprender a comunicarnos con ellos, crear diálogos. Ahora somos Dios y estamos creando a Adán (apunto a la existencia de un creador por la plásticidad que esto nos ofrece, sin darle más importancia que la propia plástica, si fuéramos energía seríamos el sol buscando un cuerpo solido dónde reflejar nuestras ondas y un receptor de ondas para ser conscientes de nuestra propia existencia)

 

20130113211812

Identifica las fortalezas y debilidades de esta propuesta

 

El cuerpo es un terreno muy amplio y puede manifestarse por muchos campos, a nivel universitario es fundamental conocerse a uno mismo para conocer su necesidad de comunicar.

 

La debilidad del proyecto es hacer entender lo necesarios que somos para poder existir.

 

Durante mi época de estudiante de Bellas Artes hubo un debate que surgió  de forma espontánea, uno de mis compañeros analizando una texto de Sagrario Aznar del libro Arte y Acción comentaba: y si yo quiero encerrarme en una habitación y crear una obra que nunca fuera expuesta, ¿hablaríamos de Arte?

 

La dificultad de enseñar sobre el cuerpo es la limitación de nuestro propio cuerpo por realmente conocer lo que somos. A nivel artístico estaríamos enseñando a sentir, transmitir, expresar, pero a nivel de conocimiento (digo como conocimiento: concepto de verdad absoluta) podríamos estar condicionando a un individuo a sentir y transmitir de una manera estípulada, que lejos de la realidad sería un conocimiento, sino una apariencia de realidad.La debilidad es el:

“Todo vale, nada me sirve”

098-9-M83-as-a-negative

Al final no nos cansamos de los tatuajes por su tinta sino por su lenguaje y lo que significan. Tantos amores olvidado y rotos, tantos lenguajes mal ejecutados…

 

El Arte, gran mentira y entretenimiento del conocimiento, esa distracción fácil y plástica donde entretener tu existencia, un camino que no nos llega a ninguna parte pero nos pone en todos los sitios.

Sentido y no sentido, real o no real, corpóreo e incorpóreo es nuestro cuerpo y nuestra mente.

¿Quién puede enseñar lo que no se puede tocar, quién puede conocer sin ver lo que no alcanzamos a mirar?

 

Una vez oí: los ciegos nunca hablan sobre el color.

 

valentin franco

 

Os esperamos con más información, entrevistas, textos, reflexiones, etc. en nuestro blog de la escuela, si vienes por Madrid no olvides en visitarnos en el mítico barrio de Malasaña, la Escuela Internacional de Tatuadores estará siempre abierta tanto a alumnos de los cursos de tatuador, profesionales o amigos del arte.